Auténticas y falsas creencias sobre el órgano genital masculino
En torno al tema del pene, se suele hablar mucho y sin conocimiento. El miembro viril es un objeto de culto para algunos, y cuando hablan de él gente inexperta, se crean mitos falsos.

Afortunadamente, la ciencia está aquí para aclarar algunas cuestiones fundamentales acerca del pene, sobre todo para derribar ciertos mitos muy extendidos. A continuación, un repaso en profundidad a los grandes temas relacionados con el miembro viril desde el punto de la vista de la ciencia.

El mito del tamaño del pene

La Asociación Española de Andrología señaló en un reciente estudio que la longitud media de un pene en erección era de 13,58 centímeros, y que su diámetro promedio de 3,82.

Efectivamente, cerca del 80% de la población se encuentra entre los 10 y lo 16 centímetros. Estas cifras, en cualquier caso, no son indicativas del rendimiento de un pene en la cama, todo sea dicho.

El Síndrome del Vestuario

Este síndrome se basa en la percepción de que ciertos hombres tienen el pene mayor que otros al compararlos. Este síndrome lleva a mucha gente a someterse a operaciones de alargamiento de pene.

En verdad, muchos hombres no tienen el pene pequeño. Más bien, tienen la experiencia desproporcionada de que así es. Y esto se debe al culto al pene grande, que naturalmente es una exageración.

Por otra parte, hay penes en relajación que pueden parecer más pequeños que otros. Luego, con la erección, pueden llegar a triplicar su tamaño. Y también ocurre al contrario: hay penes grandes que erectos no ganan más de dos centímetros.

Auténticas y falsas creencias sobre el órgano genital masculino

Micropenes

Un micropene es aquel que mide menos de 6 centímetros en erección. Un macropene supera los 20 centímetros. Naturalmente, el exceso se paga. En efecto, muchos poseedores de grandes penes deben utilizar una suerte de tope o arandela para no lesionar a sus respectivas parejas (la profundidad de la vagina no es superior a los 14 centímetros).

El tamaño y el placer

Si tenemos un pene promedio (ver arriba), este llenará la cavidad vaginal y facilitará el orgasmo durante el coito. Por otra parte, hay que tener en cuenta más factores.

De hecho, también depende de la habilidad de la mujer que esta obtenga, junto a su pareja, placer, ya sea con contracciones musculares u otros condicionantes físicos.

Extremidades grandes, pene grande

Existe la creencia de que una nariz grande equivale a un pene grande. Lo mismo ocurre con las manos y los pies. Sin embargo, estas creencias son completamente falsas.

Ahora bien, hay un estudio interesante que tiene algo que decir al respecto. Publicado en el Asian Journal Andrology, dice así: al parecer, cuanto más parecida es la altura de los dedos de la mano derecha anular e índice, más grande es el tamaño del pene.