Ciudades iluminadas con árboles
La tecnología contribuye a hacernos la vida mucho más fácil, y los avances tecnológicos de los últimos años han supuesto un gran ahorro energético y un mayor confort para algunas de nuestras actividades diarias.

En esta ocasión, otro curioso invento podría poner fin a uno de los símbolos más típicos de las grandes urbes, iluminadas con sus cientos de farolas. Estamos hablando de unos ecológicos árboles iluminados gracias a la nanotecnología.

Las farolas son un alumbrado público fundamental en cualquier zona urbanizada, incluso podemos encontrarlos en algunas regiones más rurales y campestres. Sin embargo, el Dr. Yen Hsun Su de la Universidad Nacional de Taiwan ha descubierto que al añadir nanopartículas doradas a las hojas del Bacopa Caroliniana, la clorofila desprende un hermoso resplandor rojizo.

Esta especie de planta es típica del sur de Estados Unidos, aunque la curiosa propuesta de alumbrado del experto chino también se puede realizar en otros árboles y plantas. Como ves otro ejemplo perfecto para demostrar que el avance de la tecnología contribuye en gran medida a ahorrar energía, a mejorar nuestra calidad de vida y ayuda al medio ambiente.

La nanotecnología es clave en este nuevo avance, y en esta caso las nanopartículas, es decir partículas microscópicas que tienen una dimensión algo menor de los 100 milímetros. En la actualidad, estas nanopartículas son una de las áreas de investigación que más interés despierta entre la comunidad científica, debido a la amplia variedad de aplicaciones potenciales en distintos campos como la medicina, la óptica y la electrónica.

En este caso su aplicación puede ayudar a iluminar nuestras calles de una manera mucho más ecológica y natural, a la vez que innovadora y atractiva.