Los gatos reconocen la voz de sus dueños pero eligen ignorarlos
Los gatos son famosos por su independencia y aire de salvajismo. Pero, ¿qué tiene que decir la ciencia ante su comportamiento? Pues mucho y, además, interesante.

Un equipo de científicos ha estudiado el comportamiento de los gatos y ha llegado a sorprendentes conclusiones que interesarán a todos aquellos que poseen uno. Animales extraños y únicos, no en vano son considerados mágicos en otras partes del planeta. Vamos a descubrirlos.

Es algo habitual que llamemos a nuestro gato y que este nos ignore. Por eso se suele decir que los gatos son independientes y no hacen caso de nadie más que sí mismos. Y ahora investigadores japoneses lo corroboran, pero con matices.

Al parecer, los gatos reconocen la voz de sus amos pero la ignoran a propósito. Se estudiaron 20 gatos domésticos y todos ellos demostraron reconocer la voz de sus amos. Se les ofrecían tres voces distintas y las del dueño. No fallaron. Eso sí, respondieron de seis maneras distintas.

Seis respuestas distintas al estímulo

En primer lugar, no hubo un comportamiento comunicativo (vocalizaron, hubo movimiento de cola) pero sí un comportamiento de orientación (movieron las orejas y la cabeza de dos maneras distintas, ambas). Cuando recibieron la llamada de su dueño, lo reconocieron pero no atendieron a su llamada.

Incluso, los gatos llegaron a demostrar respuestas más negativas frente a los dueños que frente a los desconocidos. Esto significa, según creen los científicos, que sencillamente no les apetece contestar a la llamada de los dueños.

En definitiva, se confirma que la especie gatuna es independiente, que nos ignoran y que sólo acuden a nosotros cuando quieren lograr algo. Esto dice la ciencia. Los dueños enamorados de sus gatos seguramente lo vean de otra manera. El debate entre sentimiento y ciencia, como se sabe, es largo y peligroso. Pero aquí está. ¿Vosotros qué opináis?