Nueva técnica contra el cáncer
Un grupo de científicos del Instituto de Cáncer de Dana-Farber, de la ciudad norteamericana de Boston, ha comenzado a probar una técnica para combatir el cáncer que consiste en entrenar a las células de la sangre para que aprendan a hacer frente a los tumores. Aunque pueda parecer sorprendente, se trata de una técnica muy innovadora que podría suponer un importante avance en este tipo de tratamientos.

La investigación empieza por tomar una muestra de sangre del paciente para extraer los linfocitos, que son un tipo de glóbulos blancos, y trabajar con ellos en el laboratorio para que aprendan a combatir las células afectadas de cáncer. Una vez que se ha conseguido el resultado deseado con estos linfocitos, que reciben el nombre de T antitumorales, vuelven a ser introducidos en el cuerpo del paciente, comenzando así a realizar la función para la que han sido educados.

Esta sorprendente investigación ha sido publicada en la revista especializada Science Translational Medicine (Medicina Traslacional), donde según los propios investigadores estas células T lograron permanecer en el torrente sanguíneo poco más de un año. De hecho, el éxito de esta investigación fue tal que en algunos casos los pacientes no tuvieron que someterse de nuevo a otros tratamientos contra el cáncer y las consecuencias que de ellos se derivan.

Sin embargo, de momento se trata de una técnica experimental que se está desarrollando en diferentes países. A pesar de todo, los científicos parecen muy optimistas, ya que tal y como han afirmado en esta publicación, si se comprueban los resultados es posible que este tratamiento empiece a desarrollarse en clínica dentro de unos cinco años aproximadamente. De todos modos, de momento habrá que esperar antes de hacer suposiciones y conjeturas.