Patatas marcianas, más cerca de poder cultivar en otros planetas
La Nasa lleva años intentando hacer crecer patatas en Marte y, de acuerdo con un experimento realizado en Perú, podría estar más cerca que nunca lo lograrlo. Por lo pronto, el tubérculo ha logrado crecer en condiciones climáticas extremas, similares a las del planeta rojo.

Para conseguirlo se somete a las patatas a condiciones extremas, puesto que solo así podrían aumentar las posibilidades de prosperar en tierras marcianas. “Los resultados preliminares son alentadores”, reza el comunicado difundido por el International Potato Center, aludiendo al experimento llevado a cabo en sus instalaciones en Lima desde mediados de febrero hasta principios de marzo.

Más difícil que en las películas

“El hecho de que haya un posible crecimiento en condiciones tales como las de Marte es una fase importante de esta experiencia”, apunta Silva, Julio Valdivia, astrobiólogo peruano que trabaja en el proyecto por encargo de la Nasa.

La patata se cultiva en un invernadero especial bautizado como CubSat que reproduce las condiciones del entorno marciano buscando sobre todo reproducir las condiciones atmosféricas del planeta, que se encuentra a 55 millones de kilómetros de la Tierra.

Patatas marcianas, más cerca de poder cultivar en otros planetas
La tierra utilizada procedía del desierto de la Pampa de la Joya, en el sur de Perú, puesto que allí se encuentra una tierra parecida a la marciana. El experimento durará alrededor de un lustro y en los próximos años se planea construir un centro de pruebas con un paisaje similar al del planeta rojo, incluyendo las típicas dunas y rocas.

¿Pero, por qué tanto investigar, acaso no sería posible imitar lo propuesto en la la famosa película “The Martian”? En ella, Watney (Matt Damon) abona las plantas con sus heces y aprovecha el suelo marciano para plantar aquellas patatas que le permiten sobrevivir, pero en la vida real las cosas no son tan sencillas.

Además de las temperaturas extremas, allí el suelo es demasiado rico en óxidos de hierro y, por tanto, no es una ayuda, precisamente, para el crecimiento de plantas.