En 1.750 millones de años la Tierra dejará de ser habitable