Acostarse tarde agrava los pensamientos obsesivos