Un gran asteroide impactó con la Tierra hace 3.300 millones de años