Un robot aprueba el examen de acceso a una universidad japonesa